03 noviembre 2012

Que es eso de la ecología

En  puñado de difamados idealistas desgañitándose fervorosamente, hablándonos de lo que no queremos escuchar, esgrimiendo ante nuestras narices lo que no queremos ver, ha conseguido, cuando menos, ampliar nuestro vocabulario. Todos sabemos lo que es la polución, el agujero en la capa de ozono, la lluvia ácida, el efecto invernadero, los vertidos nucleares, las mareas negras, lo que significa talar los bosques amazónicos. Gracias a ellos, sabemos que el mundo es uno y común, que un accidente nuclear en Chernobil afecta a la vida y a la salud de personas que viven a miles de kilóínetros y que, a su vez, producen lluvias ácidas que queman los bosques del país vecino o instalan en aguas internacionales cementerios nucleares que contaminan a peces que otros comerán.

Que hay países que, como en el cuento del sabio que comía la hierba que otro despreciaba, -ahora sólo padecen contaminación y quisieran llegar a producirla. Sabemos que las mareas negras desconocen las aguas territoriales y las jurisdicciones internacionales, pero seguimos haciendo navegar a gigantescos ataudes atiborrados de petróleo, manteniendo peligrosos Hiroshimas en potencia junto a nuestras ciudades. Seguimos sin saber ni un milímetro. De momento, el efecto más visible de los pioneros en eso de la ecología, es habernos obligado a la hipocresía, a la vergüenza. Por algo se empieza. La ballena salvada gracias a la labor de las potencias más contaminadoras, el abrigo que llamamos de piel ecológica y que, en realidad, está fabricado por la más polucionante de las industrias. Lo digo antes de que me hables de males mayores e igualmente difíciles de curar pero que no está de moda.

Es que eres un poco duro de mollera y te resistes a dar la importancia debida a aquéllo que no ha formado parte de tus idea desde siempre, es decir, desde hace veinte años, como si desde entone sólo pudiéramos aprender matice Espero que cambies de opinión o de prioridades antes de que los hijos que no tienes puedan echar) en cara tu colaboracionismo con quienes se forran a costa de lo que es de todos y parece de unos poco.

No hay comentarios:

Publicar un comentario